Llegó la temporada para comprar en línea

Llegó la temporada para comprar en línea

Ya casi llega el “cyberlunes”, el “viernes negro” y el “lunes verde”, mientras los consumidores y minoristas se preparan para las compras en línea durante la temporada de las fiestas tradicionales.

Según una encuesta que realizó Deloitte durante las fiestas, se espera que el total de ventas navideñas del año 2016 en los Estados Unidos supere el billón de dólares. Este año, Internet sigue siendo un destino popular para comprar los regalos navideños: el 50% de los consumidores planea comprar en línea, lo que equivale al gasto que se planea hacer en las tiendas por primera vez en la historia del comercio electrónico.

“La distribución y las ventas en línea han puesto a la industria de cabeza”, comenta Lutz Walter, secretario general de la Plataforma Tecnológica Europea para el Futuro de los Textiles y la Indumentaria (ETP). “Las redes sociales, los sitios de reseñas y comentarios de los consumidores, y los historiales de compra ya son muy superiores a un asistente en tienda, y existe la gran comodidad que brindan las compras en línea o móviles”.

Si bien el comercio electrónico no es una novedad, es una industria cada vez más importante, en especial en el área de la indumentaria. Durante los últimos años, Amazon se ha abierto camino en la industria de la indumentaria cuando lanzó sus propias marcas de ropa de etiqueta privada, y se prevé que será el proveedor de ropa más grande de los Estados Unidos con un crecimiento del 30% durante el próximo año. Aún se espera que los consumidores visiten una tienda física, pero las compras en línea aumentarán a medida que las personas aprovechen el canal tanto en línea como sin conexión para buscar las mejores ofertas.

Survey«Ringing in the Retail», encuesta de Deloitte University Press para la temporada navideña 2016

No hay duda de que el uso de los dispositivos móviles también ha aumentado y continuará creciendo aún más. Según un reporte de Google, el 64% de los clientes que usan smartphones hacen búsquedas móviles antes de ir a una tienda y el 76% de quienes buscan un negocio local lo visitan en el mismo día, de los cuales el 28% concreta una compra.

Las compras en línea y móviles pueden proporcionar a los minoristas una cantidad muy valiosa de datos. Los perfiles y las preferencias son reconocidos a través de programas y tarjetas de lealtad, lo que permite reorientar a los consumidores con productos, descuentos y anuncios similares.

Ya que la tecnología acerca los clientes a los productos en todo momento y desde cualquier lugar, los minoristas no pueden pasar por alto el hecho de que los consumidores eligen explorar y comprar tanto en línea como sin conexión. Quienes opten por adoptar esta experiencia de canales combinados sacarán el máximo provecho en materia de ventas durante la temporada navideña.

 

  •  
  •  
  •